¿Cómo Te Mantienes Inspirado Para Orar?

De Libros y Sermones Bíblicos

Saltar anavegación, buscar

Recursos Relacionados
Leer más Por John Piper
Indice de Autores
Leer más sobre Oración
Indice de Temas
Recurso de la Semana
Cada semana enviamos un nuevo recurso bíblico de autores como John Piper, R.C. Sproul, Mark Dever, y Charles Spurgeon. Inscríbete aquí—es gratis. RSS.

Sobre esta Traducción
English: How Do You Stay Inspired to Pray?

© Desiring God

Compartir esto
Nuestra Misión
Esta traducción ha sido publicada por Traducciones Evangelio, un ministerio que existe en internet para poner a disponibilidad de todas las naciones, sin costo alguno, libros y artículos centrados en el evangelio traducidos a diferentes idiomas.

Lea más (English).
Como Puedes Ayudar
Si tú puedes hablar Inglés bien, puedes ofrecerte de voluntario en traducir

Lea más (English).

Por John Piper sobre Oración
Una parte de la serie Taste & See

Traducción por Javier Matus


No es fácil. La oración es contraria a nuestra vieja naturaleza porque ataca a la autosuficiencia. La oración es contraria a nuestra cultura porque parece pasiva en lugar de activa. La oración es contraria a Satanás porque da poder a la Palabra (2 Tesalonicenses 3:1, Colosenses 4:3, Efesios 6:19, Hechos 4:29) y la Palabra derrota al diablo (1 Juan 2:14; Mateo 4:4). 7, 10, Apocalipsis 12:11).

Así que el permanecer inspirado para orar no es fácil. Es como nadar contra tres corrientes principales: el viejo yo, la cultura secular y Satanás.

Pero debemos permanecer inspirados para orar. En donde la gente no está inspirada a orar —con “poderosa oración predominante”— las iglesias mueren o se convierten en “éxitos” de la gestión humana. En cualquier caso, Dios está fuera, y el verdadero negocio de la eternidad queda reemplazado por programas y desempeños. Debemos permanecer inspirados para orar.

Tres sugerencias

1. Dedica la primera semana de 1991 a buscar poder y dedicación para un año de oración.

Desde el 30 de diciembre al 6 de enero es la Semana de Oración de [la iglesia de] Bethlehem. Habrá horas de oración matutina diarias (7 a. m.); un concierto de oración de Año Nuevo (10 p. m.) antes del servicio de comunión (11 p. m.); y una reunión de oración de toda la noche el viernes, 4 de enero (10 p. m. – 6 a. m.). Planea dejarte llevar por y dentro del Espíritu y el poder de la oración esta semana.

Plantea un retiro de oración personal durante varias horas en algún momento durante esta semana para buscar a Dios por el poder que necesitarás este año. Dios tiene intimidad especial y gozo para aquellos que se acercan a Él de maneras especiales.

2. Planea alguna lectura inspiradora sobre la oración.

Esta es mi fuente continua de inspiración. Tomo algún libro y leo varias páginas para alimentar mis motores y avivar mi llama una y otra vez. Nuestra biblioteca de la iglesia tiene muchos libros sobre la oración. Léelos durante la semana de oración. Estaremos ofreciendo a la venta el nuevo libro de Wesley Duewel, Poderosa Oración Predominante. Hay cuarenta y cuatro capítulos de siete páginas. No tienes que leerlo por completo. Tómalo cuando tu llama esté baja. Lee un capítulo y nuevamente te avivarás a la gloria de la oración.

3. Ven a la oración el sábado 2 de febrero (1:00 – 5:00 p. m.) y hazte parte de los equipos de oración que están viendo a Dios hacer cosas maravillosas.

Esta será una sesión repetida y ligeramente alterada de la capacitación realizada antes para los equipos que ahora están orando después de los servicios. Esperamos que muchos de ustedes busquen esta capacitación por primera vez; otros pueden querer venir una segunda vez. Podría convertirse en una de las grandes experiencias unificadoras de nuestra iglesia.

Dios, en poder soberano y tiempo prudente, “obra todas las cosas conforme al consejo de su voluntad” (Efesios 1:11, LBLA); y “espera para tener piedad de vosotros” (Isaías 30:18). El obtener respuesta a la oración asume la soberanía de Dios. El hacer la oración asume la responsabilidad del hombre. El obtener respuesta a la oración para que se haga oración asume ambos. Ambas cosas son verdaderas. Dios obra y Dios espera. Nuestro trabajo es confiar que Él obre en toda nuestra obra (Filipenses 2:13) y verlo no esperar más.

¡Que el Señor mismo nos haga permanecer inspirados para orar en 1991! ¡Seamos Sus emisarios de inspiración para orar!

El Pastor John


Vota esta traducción

Puntúa utilizando las estrellas